Esta imagen muestra una pareja celestial captada por el Telescopio Espacial Hubble. Se trata de la estrella WR124, justo en el centro de la nebulosa M1-67. Ambas están ubicadas a 15.000 años luz de nosotros y son parte de la constelación de Sagitario.

WR124 forma parte de un tipo de estrellas muy poco común, conocidas como Wolf Rayet (de ahí que el inicio de su nombre sean las letras WR). Estos astros son estrellas masivas moribundas que, a medida que se les agota el hidrógeno, convulsionan de manera violenta, generando extremos vientos estelares de hasta 150.000 kilómetros por hora.

De acuerdo con los científicos, la lenta y agresiva muerte de WR124 —25 veces más grande que nuestro Sol y 150.000 veces más luminosa— comenzó hace aproximadamente 10.000 años.

“Estrellas como WR124 expelen materiales que se convierten luego en nebulosas. Ese es el origen de M1-67”, dijo a Scientific American Anthony Moffat, astrofísico de la Universidad de Montreal que fue parte del equipo que procesó la imagen.

Los vientos estelares de las estrellas Wolf Rayet son tan agresivos que pueden enviar piezas de hidrógeno a una distancia de hasta seis años luz.

Los datos de esta imagen fueron tomados por primera vez en 1998, pero en 2015 fueron procesados nuevamente por NASA en un intento por obtener más información que les ayude a entender mejor a estas inusuales estrellas.