El “virus que encorva”, como se lo conoce al que causa la fiebre chikungunya, circula desde diciembre del año pasado en América. Ya produjo más de 10.000 casos confirmados y 737.000  casos sospechosos en todo el continente. Se trata de una infección que se transmite a través de la picadura de mosquitos infectados, como también ocurre con la fiebre del dengue. En América encontró condiciones favorables para producir brotes epidémicos especialmente en la zona del Caribe.
 
Originalmente, el virus se había detectado en Tanzania, en África, en el año 1952, y durante la última década se expandió hacia otras regiones del mundo. Su tasa de letalidad es baja, pero las secuelas que deja –especialmente dolores en las articulaciones- pueden afectar la calidad de vida y al rendimiento laboral de los afectados durante los tres años siguientes a la infección.
 
La primera detección de la presencia del virus chikungunya en América ocurrió en la  isla de San Martín, en el Caribe, a partir de 66 casos confirmados por laboratorio y otros 188 sospechosos en diciembre pasado. Que haya desarrollado un brote significó que hubo personas que llegaron con la enfermedad a la isla, y que luego fueron picadas por los mosquitos locales. Estos insectos infestados a su vez transmitieron la infección a residentes. En 2007, se había dado un brote similar en Europa, pero estuvo localizado en el noroeste de Italia. En cambio, desde San Martín y otras islas del Caribe, la transmisión autóctona se expandió hacia todo el continente. Se fue hacia el norte: ya se diagnosticaron 11 casos autóctonos de fiebre chikungunya en los Estados Unidos (donde también se registraron 1.114 casos importados). También se fue hacia el sur: el virus ya está circulando en Colombia (se notificaron 78 casos autóctonos), en Venezuela (328 casos autóctonos) y en Brasil (con 2 casos autóctonos).
 
Para comprender el avance de la fiebre chikungunya, Scientific American habló con Pilar Ramón-Pardo, asesora en el manejo clínico de enfermedades infecciosas, del departamento de enfermedades transmisibles y análisis de salud de la Organización Panamericana de la Salud, quien participa en la vigilancia del desarrollo de brotes.
 
¿Por qué se expandió tan rápido el virus chikungunya en América?
Hubo diferentes factores que contribuyeron a la dispersión. El virus chikungunya se transmite a través de dos especies de mosquitos: Aedes aegypti y Aedes albopictus, que estaban presentes también en América. Si bien había sido detectado en África, como consecuencia de los viajes y la globalización del mundo, hace diez años el virus empezó a causar brotes masivos y sostenidos en Asia y África, donde más de 2 millones de personas han sido infectadas, con tasas de hasta 68% en ciertas áreas. Luego, provocó un brote en Europa, y había una posibilidad de que se produjeran brotes en América por la presencia de los mosquitos y porque toda la población es susceptible de adquirir la infección ya que antes nunca la tuvo. Además, en algunos países de América, el cambio climático hizo que aumentaran las poblaciones de mosquitos. En el caso de la Argentina, el mosquito Aedes aegypti se había erradicado pero volvió a introducirse, un problema que también generó la mayor epidemia de dengue. Tanto los virus de la fiebre chikungunya como el virus del dengue pueden ser transmitidos por esa especie de mosquito.
 
¿Cuánto dura la fiebre chikungunya?
 
La enfermedad puede presentarse entre tres y siete días después de la picadura de un mosquito infestado, y puede durar entre dos y 12 días. Su tasa de mortalidad es baja. Si bien hoy la tasa de incidencia de chikungunya es 77 casos por cada 100.000 habitantes en América, sólo fallecieron 118 personas según el último reporte de la Organización Panamericana de la Salud entre diciembre del año pasado y el 26 de setiembre. El problema es que el virus puede quedar latente y producir dolores e inflamación en las articulaciones de manera crónica. Las complicaciones son más frecuentes en menores de un año y en mayores de 65 años y/o con enfermedades crónicas, como diabetes e hipertensión. No existe un tratamiento específico ni una vacuna para prevenir.
 
¿Cuáles son las diferencias de fiebre chikungunya con dengue?
Son virus diferentes. El chikungunya causa dolores más intensos que el dengue. La palabra chikungunya viene de la lengua africana makonde y quiere decir “doblarse por el dolor”. También el virus se transmite de manera más eficiente que el dengue. Porque la viremia en la persona afectada dura 8 días y esto favorece que más mosquitos piquen a esa persona y que aumente la transmisión. La buena noticia es que una persona que se infectó con chikungunya queda inmunizado. No volverá a tener la infección. Porque hay un solo tipo de virus chikungunya. En cambio, hay 4 tipos de virus del dengue y la persona puede volver a infectarse.
 
¿Qué se puede hacer para protegerse del chikungunya?
 
Hay medidas que se pueden adoptar de manera individual como evitar acumulaciones de agua en macetas, botellas u otros elementos que pueden ser criaderos de mosquitos; usar repelente y uso de manga larga; evitar acumular basura; tapar los tanques o depósitos de agua y utilizar mosquiteros en ventanas y puertas. También hay medidas que los países deben seguir como el control de los mosquitos, la vigilancia de casos en el sistema de salud y la preparación de los laboratorios específicos para poder detectar a tiempo a la infección.