Una píldora que fue administrada en pacientes con alto riesgo de contraer el virus de inmunodeficiencia humana (VIH) mostró resultados positivos y podría haber evitado nuevos contagios en los grupos de estudio, de acuerdo con dos investigaciones clínicas recientes.

En el primer estudio, realizado en San Francisco, Estados Unidos, 657 personas sin VIH pero con alto riesgo de contraerla tomaron una dosis diaria del medicamento Truvada. En el segundo, llevado a cabo en el Reino Unido, los usuarios que participaron del estudio tenían nivel de riesgo más bajo de adquirir el virus causante del sida.

El fármaco Truvada, fabricado por el laboratorio Gilead, está aprobado actualmente en los Estados Unidos para la profilaxis pre exposición, lo que significa que actúa como un tratamiento preventivo. De acuerdo con los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos, esta píldora reduciría el riesgo de contraer la infección hasta en 92%, pero no protege de otras infecciones de transmisión sexual (ITS).

Los 657 participantes del estudio de San Francisco, publicado en Clinical Infectious Diseases, eran beneficiarios del sistema de salud Kaiser Permanente y tenían entre 20 y 68 años. Utilizaron Truvada entre 2012 y 2015. La mayoría de los participantes eran hombres homosexuales o bisexuales. No hubo nuevos casos de infección por VIH durante el estudio, pero la mitad adquirió nuevas enfermedades sexuales.

Aunque el estudio no especifica si este incremento en ITS se debió al tratamiento con Truvada, los expertos consideran que el número podría atribuirse al aumento de la visitas médicas de los participantes, lo cual mejora las oportunidades para detectar una infección.

41 participantes del estudio disminuyeron el uso de preservativos. Jonathan Volk, autor principal del estudio e infectólogo del Centro Médico Kaiser Permanente de San Francisco, dijo que esto podría explicarse, en algunos casos, con el inicio de relaciones monógamas.

Teniendo en cuenta la alta tasa de enfermedades de transmisión sexual y la cantidad de participantes que señalaron no usar preservativos, es probable que, sin el uso de la píldora, el equipo hubiera detectado “algunas nuevas infecciones por VIH”, dijo Volk.

El segundo estudio sobre el efecto preventivo de Truvada fue publicado en The Lancet, y revela que los homosexuales que comenzaron a utilizar el medicamento de forma inmediata registraron significativamente menos infecciones de VIH que aquellos que esperaron un año para iniciar el tratamiento. Estos últimos constituyeron el grupo control.

En total, hubo entre una y dos infecciones nuevas por cada 100 personas por año en el grupo que consumió el medicamento de inmediato, comparado con nueve casos por cada 100 participantes por año en el grupo control.

"Eso representa una reducción de 86%", dijo Kenneth Mayer, fundador, copresidente y director de investigación médica del Instituto Fenway, en Boston, Estados Unidos. Mayer es uno de los autores de un editorial sobre las pruebas del Reino Unido, y que fue publicado junto al estudio en The Lancet.

Al detectar el alto nivel de efectividad del fármaco, el equipo de Reino Unido suspendió el estudio para administrarlo a todos los participantes.

Volk explicó que en el estudio de San Francisco no es posible saber con certeza el número de casos evitados, porque no se compararon los resultados con los de un grupo control. Sin embargo, y basándose en estimaciones obtenidas de otros ensayos clínicos, es posible que se hayan evitado 35 nuevas infecciones de VIH con el uso de Truvada.

Otro dato interesante es que las conductas sexuales de riesgo de los participantes del Reino Unido no cambiaron con el uso del profiláctico, de acuerdo con Mayer.

“Los datos indican que las personas no aumentan las conductas de riesgo necesariamente, pero tampoco las reducen”, aseguró.

Por otra parte, Volk añadió que el próximo paso será investigar cómo se puede transferir la profilaxis preexposición a otros grupos de alto riesgo, como las mujeres transgénero. “No creo que esta píldora sea la panacea, pero sabemos que es efectiva. Es bueno saber que tenemos opciones", finalizó.